Preparación:
30 min.
Tiempo de cocción:
180 min.
Listo en:
210 min.

¡Una torta húmeda de naranjas que es súper fácil de hacer y a la gente le encanta! Es ideal para la hora del té, pero también como postre. Queda muy rica y bien presentada si la acompañás con crema batida o con una bocha de helado. Al no utilizar harina, es una receta indicada para dietas sin gluten.

Ingredientes:

  • 2 naranjas enteras con cáscara
  • 6 huevos
  • 1 pizca de azafrán en polvo (opcional)
  • 250 g de azúcar impalpable
  • 1/2 cucharadita de polvo para hornear
  • 1 cucharadita de cáscara de naranja confitada, picada finamente (opcional)
  • 200 g de almendras molidas finamente

Preparación:

1Colocar las naranjas en una cacerola grande y agregar suficiente agua para cubrir. Llevar a ebullición y hervir durante 2 horas a fuego medio. Chequear de vez en cuando para asegurarse de que el agua no se evapora por completo. Dejar que las naranjas que se enfríen, luego cortarlas y sacar las semillas. Procesar en una licuadora o procesadora de alimentos hasta obtener un puré de pulpa.

2Precalentar el horno a 190 º C (moderado). Enmantecar y espolvorear con almendras molidas una tortera redonda de 25 cm de diámetro.

3En un bowl grande, batir los huevos y el azúcar con una batidora eléctrica de mano, hasta lograr una crema espesa y color amarillo pálido, unos 10 minutos aproximadamente. Incorporar el polvo de hornear y el azafrán. Añadir el puré de naranjas y las cascaritas de naranja confitadas. Agregar suavemente las almendras molidas y mezclar con espátula de goma y movimientos suaves. Volcar la preparación en el molde preparado.

4Hornear durante 55 minutos, o hasta que un cuchillo insertado en el centro, salga limpio. Dejar que la torta se enfríe en el molde. Desmoldar sobre una fuente.

Porciones:

16