Preparación:
10 min.
Tiempo de cocción:
10 min.
Listo en:
260 min.

Con muy pocos ingredientes podés preparar esta rica Panna Cotta con una salsa de frutillas muy fresca y elegante. El postre se puede hacer con anticipación así está bien frío.

Ingredientes:

  • 2 sobres de gelatina sin sabor
  • 200cc de leche
  • 400cc de crema de leche
  • 1 chaucha de vainilla
  • 1 1/2 cucharadita de esencia de vainilla

Preparación:

1Para la panna cotta, hidratar la gelatin en agua de acuerdo a las instrucciones del paquete.

2Colocar la leche, la crema, la chaucha de vainilla, 1/2 cucharadita de esencia de vainilla y 30g de azúcar en una cacerola al fuego. Cocinar hasta que haga burbujitas en los bordes y descartar la chaucha.

3Incorporar la gelatin en la cacerola, revolver y retirar del fuego. Revolver con batidor de alambre hasta que la gelatin se disuelva por complete.

4DEjar enfriar 10 minutos y repartir la preparación en compoteras o copas de martini. Llevar a la heladera 3 horas hasta que se ponga firme.

5Para la salsa de frutillas, cortar un tercio de las frutillas en trocitos y el resto por la mitad.

6En una cacerolaa fuego medio, mezclar las frutillas con 40g de azúcar y el resto de esencia de vainilla. Cocinar revolviendo ocasionalmente hasta que la salsa se espese, unos 5 minutos más o menos.

7Retirar del fuego y licuar 1/3 de la salsa. Mezclar con el resto de las frutillas no licuadas y reservar a temperature ambiente hasta el momento de server las panna cottas.

8Salsear en cada copa y server decorado con hojas de menta.

Porciones:

4