Preparación:
45 min.
Listo en:
765 min.

Un cheesecake fresco, delicioso y lleno de sabor. Es súper fácil de preparar y se puede hacer con anticipación, y guardar en la heladera un par de días.

Ingredientes:

  • 175g de galletitas con nueces, trituradas
  • 2 cucharadas de azúcar impalpable
  • 5 cucharadas de manteca, derretida
  • 2/3 de sobre de gelatina sin sabor
  • 150cc de jugo de lima

Preparación:

1Combinar las galletitas molidas y el azúcar en un bowl grande. Verter la manteca derretida y mezclar bien. Colocar en un molde de torta desmontable, de 26cm de diámetro. Presionar con las manos y cubrir la base y los bordes, hasta una altura de 2,5cm.

2En un bowl chico, espolvorear la gelatina en el jugo de limón, y dejar de lado hasta hidratar bien. En una cacerola, calentar 125cc de crema a fuego lento, hasta que empiece a formar burbujas en el borde. Retirar del fuego y agregar el chocolate blanco. Dejar derretir. Mezclar la gelatina con el chocolate hasta combinar bien, y dejar enfriar. En otro bowl, batir la crema restante a punto chantilly y reservar a un lado.

3Batir el queso crema con el azúcar con una batidora eléctrica hasta que estén bien mezclados. Poco a poco, agregar la mezcla de chocolate en la crema de queso. A continuación, agregar la cáscara de lima. Agregar lentamente la crema batida y mezclar bien todo hasta incorporar los ingredientes. Verter en la base de galletitas. Cubrir y llevar a la heladera durante toda la noche.

Porciones:

1