Preparación:
50 min.
Tiempo de cocción:
45 min.
Listo en:
95 min.

Esta tarta de cebollas es la mejor que preparé. Las cebollas se caramelizan y se sirven sobre una masa de hojaldre super crocante, y luego se cubren con una crema a base de huejvos, leche y queso crema. Una delicia que podés hacer para un almuerzo rápido, o una cena de entresemana, o por qué no en tarteletas.

Ingredientes:

  • 500g de harina
  • 1 pizca de sal
  • 1 sobrecito (7g) de levadura
  • 225cc de abua tibia
  • 2 cucharadas de aceite de oliva

Preparación:

1Para la masa: mezclar la harina con la sal y la levadura. Luego agregar el aceite de oliva y 3/4 del agua. Mezclar bien con una cuchara de madera hasta que se forme un bollo. Agregar en forma gradual el resto del agua tibia y amasar por 10 minutos, hasta que la masa esté bien elástica. Colocar en un bowl, rociar aceite de oliva sobre la masa. Tapar y dejar levar en un lugar tibio.

2Mientras tanto, calentar la manteca en una sartén a fuego mediano. Rehogar la cebolla, hasta que se ponga transparente. Retirar del fuego y dejar enfriar.

3Precalentar el horno a 190C (moderado).

4Estirar la masa con palote y forrar una tartera mediana, incluyendo los laterales. Colocar las cebollas en la base. Mezclar el resto de los ingredientes, salvo las semillas de alcaravea, y verter sobre las cebollas. Espolvorear con las semillas de alcaravea y llevar al horno por 30 a 45 minutos. Servir tibia.

Porciones:

10