Preparación:
25 min.
Tiempo de cocción:
15 min.
Listo en:
40 min.

Esta receta facilísima es una de mis favoritas, bien suculenta y rendidora. El tofu y las verduras se aromatizan en una salsa de soja y jengibre, perfecta para una noche que queremos comer sano y rico, pero sin ensuciar nada.

Ingredientes:

  • 1 brócoli
  • 1 zanahoria, pelada y cortada en juliana
  • 1 cebolla picada
  • 1 cucharada de maicena
  • 1 cucharada de salsa de soja
  • 100 gr de chauchas congeladas, cortadas por la mitad
  • 2 pizcas de sal

Preparación:

1En un bowl, mezclar la maicena con el ajo, la mitad del jengibre y 2 cucharadas de aceite vegetal, y mezclar bien. Agregar el brócoli, brotes de soja, zanahorias y chauchas y mezclar bien hasta que los vegetales queden bien cubiertos con el aceite.

2En una sartén o wok, calentar el resto del aceite a fuego mediano. Rehogar los vegetales por 2 minutos y luego añadir la salsa de soja y agua. Incorporar la cebolla, sal y el resto del jengibre. Cocinar hasta que los vegetales estén bien tiernos pero todavía crocantes. Por último, añadir el tofu en trozos, y dejar que se caliente y se embeba bien en la salsa. Servir inmediatamente.

Porciones:

6