Preparación:
01 min.
Tiempo de cocción:
01 min.
Listo en:
02 min.

Un maravilloso plato chino, lleno de sabores y texturas. El pollo se fríe con el apio y luego se cocina a fuego lento en una rica salsa hecha con tomates. Ideal para servir con arroz.

Ingredientes:

  • 1/2 cucharada de azúcar
  • 1 cucharadita de sal
  • 1/2 cucharada de salsa de soja
  • 1-2 cucharadas de fécula de maíz, disueltas en 1 cucharada de agua
  • 350 g de pollo, cortado en trozos

Preparación:

1Hacer el adobo mezclando el azúcar, sal, salsa de soja y fécula de maíz disuelta en agua. Incorporar el pollo, revolver bien para cubrir todas las presas y dejar marinar durante 20 minutos.

2Mientras tanto, preparar la salsa mezclando el azúcar, la salsa de soja, el ketchup®, salsa inglesa y el agua. Reservar a un lado.

3Blanquear el apio en agua hirviendo durante 3-4 minutos. Escurrir y reservar.

4En una sartén, calentar 1 cucharada de aceite a fuego alto. Sofreír el ajo hasta que suelte su aroma, unos 2-3 minutos. Agregar las cebollas con sal y saltear unos minutos hasta que estén suaves. Agregar el vino tinto.

5Agregar el apio, la salsa y los tomates. Rápidamente mezclar los ingredientes y cocinar durante 3-4 minutos. Añadir la fécula de maíz disuelta en agua para espesar la salsa y servir.

Porciones:

1