Preparación:
20 min.
Tiempo de cocción:
55 min.
Listo en:
75 min.

Una exquisita tarta de duraznos que se puede preparar con duraznos frescos o en almíbar. Es ideal para servir tibia, recién salida del horno.

Ingredientes:

  • 2 tazas (250g) de harina
  • 1/4 cucharadita de polvo para hornear
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1 taza (220g) de azúcar, dividida
  • 125g de manteca

Preparación:

1Precalentar el horno a 200 ºC (horno fuerte). Enmantecar y enharinar una tartera desmontable.

2En un bowl grande, tamizar la harina, el polvo para hornear, la sal y 2 cucharadas de azúcar. Cortar la manteca, agregar al bowl y frotar con los dedos hasta que la mezcla parezca arena gruesa. Volcar la mezcla en la tartera y presionar con las manos hasta cubrir la base y los lados del molde.

3Colocar las mitades de durazno con el lado cortado hacia arriba, sobre la tarta. Mezclar el resto del azúcar y la canela, y espolvorear sobre las mitades de durazno.

4Hornear durante 15 minutos en el horno precalentado. Mientras se hornean los duraznos, mezclar en un bowl las yemas de huevo y la crema de leche. Volcar sobre los duraznos después de hornear por 15 minutos.

5Reducir la temperatura del horno a 180 ºC (horno moderado). Colocar la tartera nuevamente en el horno y hornear de 30 a 40 minutos, hasta que esté dorada.

Porciones:

12